El Gato de Landrú

11.Gato Clase A

El famoso Gato de Landrú es una de las creaciones favoritas de Landrú. Su origen se remonta hacia finales de la década del 40. En aquellos tiempos, Landrú publicaba sus chistes en varias revistas y, como el papel de esa época era de mala calidad, las notas de otras páginas se traslucían en sus dibujos. A raíz de eso, decidió “rellenar” sus viñetas con detalles como pajaritos, nubes, un perro o un gato para que lucieran más atractivas. Sus lectores solían escribirle cartas o le llamaban por teléfono preguntándole por qué tal día no había dibujado al gato o qué pasaba que hacía tiempo que no aparecía el gatito. Con el pasar de los años, este simpático personaje extremadamente delgado, con su amplia sonrisa y larguísimos bigotes se convirtió en una marca de estilo y un sello que, a modo de yapa, figura omnipresente en todas sus obras. “El gato es casi mi firma. Si no lo pongo ahí me resulta como si yo hubiese ido a un baile de smoking…y descalzo” confiesa Landrú.